Archivos Mensuales: mayo 2012

Ampútame la vida.

Imagen

To sever: amputar.

Nuni: Hola. Mi novio es británico y yo española. ¿Debo esperar una adopción más lenta por esto? ¿o podemos adoptar fuera de nuestra etnia?

Adoptados del RU: ¿Qué tal si en vez de amputarle legalmente a un niño SU PROPIA historia y herencia para FINGIR que es tuyo, hacemos lo decente y aceptáis a un niño SIN legalmente amputarle SU PROPIA historia y herencia?

Anuncios

Particularidades de la adopción nacional en el Reino Unido

Estándar

La mayoría de nosotros inmediatamente asimilamos adopción a adopción intenacional (y normalmente también transracial). Nos vienen imágenes de China y de Etiopía como los dos tipos de adopción más frecuente. Cosa que por otro lado no es de extrañar cuando la adopción nacional en España tiene un tiempo de espera medio de OCHO AÑAZOS. Los libros sobre adopción suelen estar llenos de consejos para niños adoptados internacionalmente, con sus dificultades particulares (lingüísticas, entre otras). Así las adopciones de cada país tienen sus peculiaridades, sean estas institucionalización durante largos períodos de tiempo, falta de atención médica, alimentación, etc. Sus países de orígen les han marcado con un tipo de vida (con sus aspectos positivos y negativos) que vienen dadas por las circunstancias de su contexto.

E Inglaterra no iba a ser menos, en peculiares y excéntricos los Británicos nos llevan años de ventaja al resto de Europa, así que voy a crear una bonita lista que haría que mi ex se sintiese orgulloso de mí (¡listas, listas, listas para todo!).

  •  El estado paga todo, menos el certificado médico, que cuesta aproximadamente 75 libras.
  •  Desde la visión peculiar del “estado de bienestar” que tienen los británicos, las ayudas por maternidad son el sustento de muchas mujeres desde lapubertad. De hecho, es una forma de vida endémica y hereditaria en muchas zonas: Las niñas se dan prisa por tener un bebé antes de la mayoría de edad para poder acceder a estas ayudas (que son vitalicias). Cuantos más niños, más sube la dotación (que incluye vivienda gratuíta, no se paga IBI, etc.) e incluso te pagan por tener perro. Así pues es las familias numerosas son abundantes en las zonas marginales.
  • Por el motivo anterior, muchas veces se separan grupos de hermanos para facilitar su adopción. Por ejemplo, el otro día retiraron la custodia a un grupo de DOCE. Evidentemente hay que separarlos para poder buscarles otra casa. Pero sigue siendo frecuente que se les separe aun cuando son grupos de tres (o incluso dos).
  • Es normal que después de finalizar tu adopción te llamen de servicios sociales para comunicarte que tu hijo/a/s tiene otro hemano/a en situación de desamparo. En este momento, tienes prioridad sobre cualquier otra persona para adoptarlo, aún cuando no estés en proceso de adopción.
  • Prácticamente no hay niños que sean entregados en adopción por sus madres biológicas. Normalmente se les ha retirado la custodia a los padres y por seguridad no se contempla que vayan con otros miembros de la familia. Este proceso sigue siendo excesivamente largo. Sólo en situaciones de abuso sexual probado o riesgo para la vida del menor se quita la custodia inmediatamente.
  • Conoces a los padres personalmente, además tienes muchos datos sobre ellos que te da la agencia de adopción.
  • Los niños vienen con su “LifeBook” un libro con fotografías y texto en el que se le explica quién es, quienes son sus padres, porqué no pudo quedarse con ellos y por cuántas casas ha pasado. También recoge datos y fotos de otros familiares (hermanos, tíos, abuelos, etc).
  • En la mayoría de casos se mantiene el contacto con las familias biológicas, por correo, a través de una agencia y una o dos veces al año.
  • Desde el escándalo de Baby P. se ha aumentado en un 40% la retirada de custodias, pero no el número de trabajadoras sociales. Así que hay que armarse de paciencia. Aún así, el proceso se alarga unos dos años, que personalmente me parece razonable.
  • Servicios sociales te sigue evaluando después de tener al niño/a/os/as en casa, tienes que esperar un mínimo de diez semanas y dos informes favorables para finalizar la adopción. Hasta que esto ocurra, el niño está bajo la custodia del estado, por lo tanto tu casa tiene que cumplir con las normativas de seguridad de un centro de menores. Además no puedes sacar al niño del país y tienes la obligación de avisar si te vas de vacaciones con ellos. El informe incluye la opinión del menor, que puede decidir que no quiere ser adoptado.
  • No se institucionaliza más que en casos extremos de niños que por sus necesidades específicas o por su carácter violento no pueden ser dados en acogida y no les surgen adoptantes válidos.
  • El 95% de los padres biológicos se oponen a la adopción legalmente, lo que conlleva que un juez revise el caso y dictamine qué es  lo mejor para el menor.
  • Existen bases de datos a las que puedes acceder, previo pago, con los detalles (y fotos) de menores que buscan adoptantes, también se organizan ferias en las que las agencias llevan fotos y carteles e incluso niños.
  • Puedes hacer flyers y mandarlos a distintas agencias para que ellos te hagan un matching con sus nanos.

… y no pueden adoptar las familias de fumadores.

Las intenciones.

Estándar

Hay dos cosas que nos comentó la trabajadora social, pero que obvié en el post anterior porque nosotros ya lo sabíamos.

1. Hay que conocer a los padres biológicos. Sí, así es. Llegado el día y el momento se organiza una quedada y pasamos

un par de horas juntos los padres biológicos, los adoptivos y la trabajadora social. La gran mayoría de padres acuden a esta cita. Más de los que acuden a despedirse de sus hijos en otra cita similar que también se organiza.

Los primeros días se te hace muy difícil imaginar que puedes quedar con alguien que le ha jodido la vida a un niño (que encima va a ser tu hijo) de sobremanera sin querer saltarle los dientes a cabezazos vascos. Oyes historias sobre los tipos más frecuentes de abuso, los visualizas, te pones en el lugar de la víctima,
Pero como dice la gran Toni Morrison, las historias no se cuentan con qués, dóndes y cuándos, sino en cómos y porqués. Empiezas a ver documentales, empiezas a conocer el perfil, los problemas de drogadicción, de auto estima, de violencia, de abusos… y la drogadicción no es necesariamente anterior al resto de los problemas, sino que con más frecuencia es posterior… al menos cuando las cosas se ponen realmente feas. piensas en cuántas veces te van a llamar del colegio porque a tu hijo/a se le haya  cruzado un cable y le haya dado una paliza injustificable a alguien… y la carne te pide venganza, coger una daga y deslizarse hasta su dormitorio por la noche… evitar que vuelva a tener más hijos de una vez por todas…

Una pareja tenía a un niño de cinco años que no hablaba, Servicios Sociales interviene y los padres explican que es normal, que ellos tampoco hablaron hasta muy tarde. Poco a poco vas percatándote de que tampoco ellos le hablan al niño. La madre le suplica a la trabajadora social alegando que ella no tuvo una buena infancia, que no sabe lo que es, que intenta aprender sobre la marcha, pero su novio no ayuda ¿Cómo la vas a odiar si no conoce otra cosa? Le quitan al niño (su primero, pero el cuarto hijo que se lleva servicios sociales para padre), empieza a hablar y deja de tener comportamientos violentos. Esta mujer, de evidentes necesidades especiales, decide, después de que su pareja la deje, ceder la custodia también a su segundo hijo recién nacido a cargo de servicios sociales.

Supongo que sus decisiones no son tan “decisiones”, como “no-decisiones”.  Una no hace lo que quiere, sino lo que puede con el vagaje que la vida la ha dado.

2. Tienen que pedir referencias a ex-parejas.

Esto es para corroborar que no eres una persona agresiva ni violenta y que no representas un riesgo en cuanto a violencia doméstica se refiere. La trabajadora social me lo dijo tranquilamente, como quien dice “y prepara unas tapas para el domingo, que vengo con mi marido“. Le preguntó a Michael si sería algún problema y M. le dijo que “No… a mi primera esposa la podéis contactar” (nota bene, se casó hace 22 años). Cuando puede hablar le dije que

¡PEOR ES MENEALLO!

No sería problemático: será divertido. También nos dijo que en la mayoría de ocasiones reciben mal feedback de las ex-parejas, pero que lo tienen que hacer de todos modos. En caso de que el feedback sea negativo o inexistente, piden que contactes con alguien que te conociese como pareja… ¿y porqué no empezamos por ahí?

 

18 meses y una bañera

Estándar
18 meses y una bañera

Cuando empecé a escribir este blog llamé a esta sección “El Embarazo de los Elefantes”. Los elefantes (africanos) tienen un período de gestación entre los 17 y los 24 meses, período tras el cual tienen una o dos crías. Como curiosidad, también alcanzan la fetilidad sobre los 13 años y viven unos 70 ¿Y porqué no “el embarazo de la elefanta”? Porque en este caso los dos estamos igual de embarazados.

Ayer tuvimos la primera visita de la trabajadora social. Me dio tiempo de arreglar TODO, menos reconstruir la valla del jardín, como entenderéis. Me costó dos red bulls, pero acabé de trastear a las 4, Michael llegó a las 4.30 y ella diez minutos más tarde… y echándole la culpa a las restricciones de velocidad de la autopista ¿preocupante quizás? No sé, os dejo con la idea…

Traía su propia bolsita de té, se sentó y básicamente repasamos juntos los datos básicos, dónde habíamos residido en los diez últimos años (para mirar antecedentes penales), trabajos, familia, expectativas, preferencias, etc. Hablamos de qué pensábamos sobre el contacto con los padres biológicos, el riesgo de que los nanos tengan necesidades especiales y no se les haya detectado por su corta edad, nuestras relaciones sociales…

También nos sirvió para visualizar la paciencia que tenía esta mujer, lo despacio que hablaba y el hecho de que estaba más preocupada en hablar que no en escuchar. De algunas cosas (y más bien importantes) sólo se percató la segunda vez que se lo dijimos…

Preguntas y respuestas.

P: Respecto al fondo étnico, ¿va a ser un problema que sea española o vamos a considerarlo como una adopción transracial?

R: No es un problema, evidentemente si hubiera algún niño/a con alguna conexión a España, sería un buen matching, de hecho hay un chico español que está adoptando y aunque él no lo sabe, tiene un matching hecho con un niño que tiene raíces españolas. Pero en Kent se han hecho muchas adopciones transraciales porque no es una cuestión de ser de cierta cultura, sino de tener los conocimientos culturales para acomodar a otra cultura en casa.

Reflexión: Seguimos prioritizando el origen étnico. Si no, por qué le hacen el matching con el niño medioespañol ¿de los cientos de niños que hay, éste es el más similar a él?

P: Creo que ya te lo he preguntado, pero de aquí, cuánto tiempo tenemos que esperar, más o menos? A modo de guía…

R: Pues aunqe me odiéis, unos 18 meses desde hoy. Tenemos que hacerlas más rápido, pero más o menos el tiempo de espera es ese. Haréis el curso en julio/agosto, luego la idoneidad… sí, unos 18 meses.

Reflexión: Por fin alguien nos concreta. Habíamos oído de todo, desde seis meses hasta tres años. La verdad es que mejor 18 que seis, así nos dará tiempo a hacer la cocina.

P: Como verás, no tenemos bañera, sino ducha ¿Va a ser un problema? En España es muy frecuente que las casas no tengan bañera, sino ducha, por los problemas medioambientales y por la sequía y culturalmente, duchamos a los nanos (¡qué pasa, miento cuando quiero!) o sea que no será un problema ¿verdad?

R: Para mí no lo sería, pero dependiendo de quién os toque sí puede serlo. Porque en este país a los niños no se les ducha, se les baña… y eso… puede ser un problema.

Reflexión: <Modo ironico> Qué bonito hacer otro cuarto de baño, no quepo en mí de ganas. </modo irónico>. Aunque hacen unas cosas superchulas… como el Mons Lavabo…

P: ¿Y ahora., qué? ¿Cuál es el siguiente paso?

R: Pues ahora yo con esto escribo un informe, os lo paso para que lo ratifiquéis o para que mostréis vuestra inconformidad si fuese el caso, se lo paso a mi supervisora y ella ya os contactará para deciros quién os va a llevar el tema de la idoneidad.

Reflexión: ¿Para qué has venido? ¿Un mes esperando y tres horas de entrevista para esto? ¿Para que te leas el formulario que te mandé? ¿No seŕia lógico creérselo desde el principio y ya en el proceso de idoneidad, el primer día hacer esto? Y yo personalmente, no tengo prisa alguna, pero mientras este proceso se alarga en el tiempo, alguien crece sin apego…

Barbie Free Zone

Estándar

Estos días he decapado, pintado, barnizado, cambiado alfombras, vaciado trasteros, instalado radiadores (bueno, eso lo acabo hoy), cambiado cuadros (no creo que a la trabajadora social le encante Miedo y Asco en Las Vegas)… y no ha sido lo más difícil.

¿Pero y las cosas que no se pueden cambiar? ¿Cómo las quito del medio?

Hay quien no está ya en mi vida, y nunca lo volverá a estar. Y quiera o no quiera, esto lo he de pasar sin ellos. Y lo pasaré, sin duda, con la cabeza alta y los ojos cerrados, con alguna lágrima que cae cuando me despisto. C’est la vie. Si por lo menos fuese creyente podría decir que me miran desde arriba, pero no lo soy, así que tengo que contentarme con su ausencia, porque la presencia de los que quedamos da calor, pero no consuela.

Dicen que las trabajadoras sociales no buscan gente que haya tenido una vida fácil y sin pérdidas, porque no sabrían ayudar a los niños a superar la pérdida de sus padres… aunque soy consciente de que podría ser mucho peor, últimamente siento que podría escribir una tesis sobre la pérdida.

Intentaré no caer caer en los cuentos del pequeño saltamontes. Cuando faltó mi abuela yo estaba en Japón. Imposible volver para el funeral, así que mi pequeño funeral particular lo celebré por dentro y a solas. Tenía que ir a entrenar con un señor muy importante de Karate que había venido a Tokyo exclusivamente para entrenarnos y no me encontraba con ganas. Así que le pedí a mi compañero que le informase de mi situación, para evitarme hacer el ridículo en el entrenamiento, esperaba que me dejasen el el fondo y no me hiciesen demasiado caso. Calentamos todos juntos y acto seguido este señor dejó al resto de la clase con un kompai (un mandado) y me llevó al otro lado del dojo. Me empezó a guiar suavemente y a presionarme poco a poco. Mi concentración se me iba y me quería ir, deseé haberme quedado en una cafetería, o bebiendo sake, o en casa, o en cualquier sitio, pero era demasiado tarde para tomar decisiones. Lo tenía ahí delante, gritándome “más”, “más lejos”, “más fuerte”. Al final y por defecto sólo me quedaba la rabia y la frustración, las fui sacando poco a poco hasta que no me quedaba nada más que sacar. Tras caerme un par de veces al suelo (cuando te agotas, son las piernas lo que hace que pares) me llevó a un rincón y me compró una bebida. “Ánimo” -dijo, mientras mirábamos al resto entrenando- “Eres una mujer muy orgullosa”. “Gracias, sensei. Hoy no es mi mejor día, lo siento…” yo no quería (¡ni sabía!) hablar. “El orgullo es fuerza ¿sabes? Fuerza para continuar”. Si mi japonés me lo hubiese permitido le habría contestado “Ya, antes muerta que sensilla, sensei”, pero posiblemente se lo hubiera tomado en serio. Entrenar ese día me parecía una idea terrible, pero acabó siendo un salvavidas. Por cierto, este señor me regaló una camiseta con el Kanji de “Camino” que todavía guardo.

Mi madre no ha tenido una vida fácil, mi abuela (entre otras) se cruzó los Pirineos en invierno, cargando con su hermano y con tacones. Mis bisabuelas tampoco lo tuvieron nada fácil, una de ellas cosía a republicanos en la mesa del comedor, su hija fue apresada y llevada a la cárcel de mujeres de Valencia, pero escapó a Méjico… y podría seguir y seguir… pero creo que la privacidad de los vivos prima en este momento. Baste decir que vivo en un matriarcado, porque en mi familia no criamos barbies.

Sarah Kay: “B”

Si tuviese una hija, en lugar de “Mamá” me va a llamar “Punto B” Porque así sabrá que pase lo que pase, por lo menos siempre podrá encontrar su camino a mí. Y voy a pintarle el sistema solar en las palmas de las manos para que así tenga que aprenderse todo el universo antes de poder decir “Me conozco eso como la palma de mi mano”.

Va a aprender que esta vida te va a pegar, fuerte, en la cara, esperar a que te levantes para patearte en el estómago. Pero quedarse sin aire es la única forma de recordarle a tus pulmones cuanto les gusta el sabor del aire. Hay dolores aquí que no pueden ser curados con tiritas ni poesía. Así que la primera vez que se dé cuenta de que Wonder Woman no va a venir a rescatarla, me aseguraré de que sepa que no tiene que llevar la capa ella sola. Porque no importa lo que quieras estirar tus dedos, tus manos siempre serán demasiado pequeñas para coger todo el dolor que quieres curar. Créeme, lo he intentado.

“Y cielo” le diré “no levantes tu nariz al viento así, yo ya me sé ese truco, lo he hecho mil veces: estás buscando el olor a humo para poder seguir el rastro hacia la casa en llamas para encontrar al chico que lo perdió todo en el fuego para ver si puedes salvarlo. O si no, encontrar al chico que prendió la casa para empezar, para ver si lo puedes cambiar” Pero sé que lo hará de todas formas, así que en vez de eso, siempre guardaré provisiones de chocolate y botas de agua cerca. Porque no hay disgusto que el chocolate no pueda curar. Bueno sí, hay unos cuantos disgustos que el chocolate no puede curar. Pero para eso están las botas de agua. Porque la lluvia se lo llevará todo si la dejas.

Quiero que vea el mundo a través de la quilla de un barco de cristal, mirar con lupa las galxias que existen en un punto de la mente humana. Porque así es como mi madre me enseñó. Que habrá días asi, “Habrá días así, dijo mi madre”, cuando tus manos se abran para coger y acabes con ampollas y moratones. Cuando salgas de la cabina telefónica e intentes volar y la misma gente que quieres salvar son los que están chafándote la capa. Cuando se te llenen las botas de lluvia y estés hasta las rodillas de desilusión y justo esos son los días en los que tienes más razones para decir “gracias” porque no hay nada más bonito que la forma en la que el océano se niega a dejar de besar la playa sin importarle cuantas veces sea rechazado.

You will put the “wind” in win some lose some, you will put the “star” in starting over and over, y no importa cuántas minas hagan erupción en un minuto, asegúrate de que tu mente aterriza en la belleza de este sitio tan peculiar llamado vida. Y sí, en la escala de uno a confiada, soy bastante naîve, pero quiero que sepa que el mundo está hecho de azúcar. Se puede derrumbar en cuaquier momento, pero no tengas miedo de sacar la lengua y saborearlo. “Cielo”, le diré, “recuerda que tu madre es una luchadora y tu padre es un luchador y tú eres la niña con las manos pequeñas y los ojos grandes que nunca para de pedir más”.
Recuerda que las cosas buenas vienen de tres en tres, y también las malas. Y siempre pide perdón cuando hagas algo mal, pero ni se te ocurra pedir perdón por la forma en la que tus ojos se niegan a dejar de brillar. Tu voz es pequeña, pero no dejes de cantar y cuando por fin te den desengaño, cuando te pasen odio y guerras por debajo de la puerta, te ofrezcan trípticos en las esquinas, de cinismo y derrotismo, tú les dices que ellos deberían conocer a tu madre”

Sarah Kay. Point B.

Y yo tengo a Dolores.

Estándar
Y yo tengo a Dolores.

Quien tiene una amiga tiene un tesoro, dicen. Yo tengo una muy especial: Dolores.

Con Dolores tengo una relación amor-odio que roza la esquizofrenia. A mí, personalmente me cae bien, es inteligente, muy valiente y no le tiene miedo a nada ni a nadie. Por otro lado, Dolores suele no tener el mejor timing, por no mencionar que miente, dice lo que no debe y ofende con frecuencia.

Para Dolores no hay nada ni nadie más importante que yo. Siempre me defiende. Dolores es como mi ángel de la guarda, pero con un color más oscuro, más sádico, incluso. Dolores es una mezcla entre Robert DeNiro y Machete. Es indestructible.

Si estoy extenuada durmiendo y alguien me intenta despertar, Dolores sale en mi defensa. No acepta un no por respuesta: “Mira, enano de mierda ¿no ves que estoy durmiendo?¿no ves que necesito dormir? ¿tienes algún puto problema de oído o qué? Déjame en paz ya, coño“.

Si es por la noche y necesito divertirme, Dolores sabe exactamente qué decir para conseguir lo que quiere, insinúa, se mueve, miente… A veces Dolores dice lo que no digo durante el día y debería decir. A veces, Dolores no dice la verdad y miente “¿Sabes lo que hice ayer mientras no estabas en casa, cielo?”. A veces Dolores les dice a las personas lo que estas quieren oir… sólo por interés propio.

Dolores no es buena persona. Pero es mi Dolores. Nunca la he visto y sólo sé que existe por lo que me cuentan… y por algún motivo, la respeto. Ayer me demostró estar por encima de las circunstacias.

-¡¡¡M!!! ¡¡¡M!!! Ven, sácame de la ducha, que me esoy desmayando.

Así es, para mi el agua caliente es como la criptonita, me desmayo con facilidad. Por suerte M. estaba afeitándose en la pila.

-¡¡¡M!!!, ¡¡¡M!! ¡¡¡M que no veo, no veo nada!!

Gracias a M que vino y me sacó de la ducha, porque durante unos segundos perdí la visión. Lo siguiente que sé es que me desperté en el suelo mientras M. me decía “Aquí, aquí, no te duermas, mírame” y lo pude mirar y lo pude ver.

Pero la historia no acaba ahí porque Dolores NUNCA habría dejado que me hiciese daño.

-¡¡¡M!!!, ¡¡¡M!! ¡¡¡M que no veo, no veo nada!!

-No te preocupes, te saco, despacio, sal… M. me guía, no veo nada, me agarro a él temblando, me flojean las piernas y pierdo la conciencia.

-No pasa nada, M. es un bajón de tensión. Me tienes que decir dónde está el escalón, que no lo veo. Llévame despacio que puedo llegar a tumbarme aquí sin caerme. 
-Siéntate, siéntate.
-Estírame las piernas, que no las puedo mover. M. me tumba en posición de recuperación.
-Gracias… adiós.
-Aquí, aquí, no te duermas, mírame
-Ei, ya está, ya está… ya vuelvo a ver… estoy bien, estoy bien…
Gracias a Dolores jamás pierdo la conciencia, aun cuando la pierdo.

A las Madres que no lo son.

Estándar

Día de la Madre: flores, llamadas, visitas, reuniones…

Hace unos días la BBC3 publicaba online Escape form the World’s Most Dangerous Place. Samira Hashi Returns to Somalia. Admito que la primera reacción fue no querer verlo. No quería verlo sencillamente por ahorrarme las escenas de somalís hambrientos a los que la TV nos tiene acostumbrados. Por suerte no son el foco del documental.

Samira es una joven modelo londinense de voz de pito y amigas con pestañas postizas. Ultradelgada y muy naïve en apariencia. Sinceramente la primera impresión era que lo que estaba por venir iba a ser más de lo que ella iba a estar preparada, a pesar de que su madre huyó de la guerra a un campo de refugiados y desde ahí consiguió salir al Reino Unido, es decir que conoce la realidad de su Somalia natal. Samira quería hacer la ruta inversa hasta llegar a Mogadisco. Lo más interesante es que ella parecía ser consciente de la peligrosidad de su viaje, de la dureza de lo que iba a ver y del hecho mismo de que no sabía en qué se estaba metiendo. Tenía todos los números para que el viaje le cambiase la vida y supongo que una parte de mí quería verla crecer en tan solo una hora.

A pesar de la dureza de las imágenes y de la realidad somalí, Samira se mantiene sorprendentemente entera y nos descubre las historias de los padres que no querían serlo, las madres que deciden serlo cueste lo que cueste, las hermanas que se convierten en madres, las madres que se convierten en hermanas y de la ayuda internacional que no ha llegado DESDE 1993…

Desde entonces, Samira se convierte en madre, como muchas otras, sin buscarlo y en su caso también sin serlo. Más en su blog.

Feliz día de la madre.

Casi me gusta Rihanna.

Estándar

He tenido una experiencia cercana a la muerte.

Todos estos años pensando que Rihanna era la pava que cantaba “Under my Umbrella”, canción tan irritante como la de “La Gasolina”, que daban ganas de darle la gasolina, pero tirada por encima y con un mechero. Bueno, eso y aparecer después de una paliza de su novio/marido o lo que fuese, volver (¿o no?) con él un par de veces, despelotarse con facilidad, “inventar” el pornopop, tirarse a Ashton Kutcher y generalmente vender sus pocos talentos al mejor postor. Francamente los talentos no son evidentes. Eso sí, buenos postores.

Desconfío de cualquiera que alcanza el éxito demasiado pronto, además no puedo evitar creer que cuando una cantante se tiene que despelotar y fingir masturbarse en el escenario para que se le escuche… pues tiene un problema, al menos con el canto y el material seleccionado.

La idea de promover el rap gangoso en el que se habla de drogas, armas, violencia y crimen en general me parece un interesante movimiento del sistema para dotar de una identidad social a un colectivo racial y así mantenerlos bajo control, como en una profecía que se cumple generación tras generación.

Por el mismo motivo me molesta muchísimo que se usen palabras como “nigger” o “bitches” (=”hoos”=”whores”) en cualquier contexto y ambiente, e independientemente de quién las use. No me vale que sean rasgos culturales propios de la realidad afro(americana), porque si osaran llamarle “whore” a su madre, fijo que esta, como mínimo, le saltaba los dientes con el palo de golf. Ídem de “nigger”. Además ambos términos llevan implícito el valor inferior de las mujeres y de los negros. Así que como diría Amy Winehouse NO, NO, NO.

Y va y encuentro esto en internet.

 

Y va y me gusta… a la primera no, pero a la segunda…